|  El Soportal          

* Plaza Mayor * Rutas Sentimentales * Pretextos * Fotografías * Genealogías * Calles * Parajes *

   |  Parajes         

Cuatro Caminos

Por varios motivos, este paraje es un enclave estratégico en la red pecuaria de esta zona.

El primero es porque la vía principal es el Camino Real de Ávila (Segovia-Ávila), si bien en la infografía oficial figura como Cordel de Paredones, que en este punto se cruza con el que conecta Madrona con La Rumbona y después Valverde del Majano, a una distancia de 6,68 km. de este cruce. Se trata además de un lugar amplio y despejado.

El segundo, porque la cruz que forma el cruce delimita con total exactitud, cuatro parajes que se sitúan parejos a cada tramo de dichos caminos. En sentido La Rumbona tenemos en el ángulo derecho primero, el paraje de La Carrasquilla, a la misma mano, tras el Camino Real de Ávila, La Serna e, inmediato a ésta, el de La Guadaña. En el flanco izquierdo, en primer lugar El Guijo, y tras dicho Camino Real, Sotopalacios.

Otro motivo es el que en este punto se divide la zona de vega, cuya frescura alimenta durante todo el año los pastos de La Serna, La Guadaña y Sotopalacios, de la zona de secano, dedicada a cultivos de cereal. Se trata de una división sin transición, radical.

Este cruce también delimita los términos de Madrona, a una distancia de 1,5 km., y el de La Rumbona a 638 metros de este de este punto ambas cifras.

Por último también es el punto que sirve de referencia en el relato de El Gallego, que figura con el ordinal XX en la sección Anecdotario. Cerca de él hallaron a este hombre, ya sin vida, paradigma de la discreción, la cautela y la reserva, vecino de Madrona desde el día que llegó en calidad de segador hasta su muerte, que asimismo le sobrevino a imagen y semejanza de las paredes maestras de su vida y de su forma de ser.

Como nota final, cabe añadir que en realidad son cinco los caminos, como veremos, los que se encuentran en este punto, si bien el quinto lo hace a unos 7 u 8 metros de distancia del mismo cruce. Se trata nada más y nada menos que de la calzada romana (no todas las construían con firme de piedra) que atravesaba la villa romana de Madrona, la casa rusticae de Bernuy, El Castillejo, enclave también romano y finalmente la villa romana de Torredondo. Continuaba después hacia la ciudad de Segovia y se cree que esta vía fue utilizada por los carruajes que abastecían de sillares graníticos la construcción del acueducto, con origen en El Berrocal, de Ortigosa del Monte.

Imagen orientada hacia La Rumbona, obtenida el 10 de abril de 2021. El transversal es el antiguo Camino Real Segovia - Ávila.

Imagen de InfoIGME, con numerosos topónimos de parajes. El camino romano es que atraviesa en vertical el paraje de La Guadaña.

Ojo Crítico. Camino vallado

El propósito de poner tanto mapa es el de ver cómo en toda la infografía y planimetría estatal que viene de Torredondo, que es la Calzada Romana que tenemos pendiente de investigar, llega en diagonal a los Cuatro Caminos en línea recta. En actualidad se vallado toda la finca, con lo que se interrumpe el paso natural de este camino.

Imagen del SIGPAC.


Imagen de un mapa oficial del IGNE de 1903, en el que consta el camino tal como se ha mantenido durante más de dos mil años.

Esta es la imagen actual (día 10 de abril de 2021) del camino vallado. El dueño de la finca vallada tiene constancia de que ha cercado un camino público (y además histórico) pero, para atenuar el entuerto, ha colocado sendas puertas en cada parte, con el fin de facilitar o no interrumpir del todo, el paso.

Es un bien demanial y como tal tiene que destinarse por ley al uso y servicio público, salvo en aquellas situaciones debidamente justificadas por motivos de seguridad o interés general.

Asimismo debe estar debidamente registrado, cuantificado e inventariado. El hecho de ser no transmisible de ninguna forma no indica que no tengan que controlarse.

En mi opinión, esto no debería consentirse, porque quién necesita pasar o recorrer este tramo no tiene porqué estar abriendo y cerrando puertas cuando transita por un camino público.

Como bien demanial que es, tiene naturaleza jurídica de indivisible, inalienable, imprescriptible e inembargable, por lo que se puede obligar al responsable, en cualquier momento, a que lo restituya a cuyo es.

* * *

Parajes
Inicio de página