|  El Soportal          

* Plaza Mayor * Rutas Sentimentales * Pretextos * Fotografías * Genealogías * Calles * Parajes *

   |  Parajes         

El Rastrillo

Se trata de un paraje de dimensión muy reducida pero muy entrañable para los vecinos de Madrona por las razones que se detallan a continuación.

Se encuentra al final del Prado al Camino de Riofrío, finca de la Dehesa Boyal de Madrona. Este final lo marca la valla del Bosque de Riofrío. Dicho prado, como se puede deducir es la pequeña vega del río que va de puente a puente. Puente sobre la SG-724 a su paso por el pueblo, hasta el Puente de dicha valla del real bosque.

En cuanto al nombre, no dispongo de información, salvo la de que este término no pertenece a los topónimos generales debido a que no tiene una significación que haga al caso. Sí aparece referenciado en los documentos de desamortización de 1865, tratados en el libro La Dehesa Boyal Ð Madrona.

Puente de El Rastrillo

Este puente también está documentado en el apartado correspondiente de Cuaderno Ð Madrona.

Fue encargado por Isabel de Farnesio, proyectado por Juan Bentura Andrinúa y construido entre 1793 y 1795.

Sus ojos contienen verjas, que llegan hasta el suelo, son oscilantes (oscilo batientes, como las ventanas). Giran sobre un eje ensamblado en la mitad de cada pletinao lateral y, para evitar la manipulación no autorizada, se inmovilizan sujetándolas con con gruesas cadenas, para dejar pasar el agua pero impedir el tránsito de la fauna del bosque, así como la entrada de personas al mismo.

A pesar de su enorme aplomo y robustez, se construyó sólo para salvar el cruce del río por de personas y caballerías únicamente por la parte de dentro del bosque porque, a su vez, es continuación o enlace de la potente valla que lo cerca.

Todo él construido en sillares piedra de granito magníficamente labrado y con una factura de su conjunto perfecta. Se mantiene en un estado perfecto y no ha sido reparado desde su obra.

Al pie de dichos arcos han lavado la ropa muchas generaciones de mujeres hasta que, avanzado el estío, la mengua de caudal en tan humilde río lo imposibilitaba.

Allí colocaban sus banquillos y, con jabón de cantero, restregaban sobre las ondulaciones de las tablas de lavar los tejidos y los aclaraban en la corriente de agua prístina. Después los tendían al sol en las praderas disponibles. Si los chicos acompañábamos a madres y hermanas para ayudarlas en el trasiego de cestos, banquillos y demás, aprovechábamos para oscilar las verjas del puente y, por el hueco de abajo, pasar clandestinamente al bosque, a explorarlo y buscar cuernos de gamos y ciervos. Un acto de furtividad que nos subía la adrenalina ante la posibilidad de que el guarda jurado (Martín en aqella época), armado con su escopeta, nos pillara en ese trance tan penalizado, porque era "Patrimonio Nacional", concepto que siempre transmitió una gran carga de solemnidad, seriedad y respeto. En resumen, un buen aliciente para adentrarnos en el bosque.

Caz y Presa de El Rastrillo

En este paraje, aprovechando el desnivel que siglos más tarde daría origen a la construcción de una pequeña presa, se hizo un desvío del río para abastecer mediante un caz la red hidráulica más importante de Madrona. Este caz que llevaría agua suficiente para abastecer las huertas, prados, abrevaderos, caceras, lavaderos y otros servicios del pueblo, incluido el de mover los engranajes del molino que estuvo en de la casa de Félix Martín del Barrio (+1968, 86 años), casado con Benita Cañas Llorente (+1977, 87 años), molino que a su vez dio nombre a la calle donde se instaló.

Abastecía este caz una pequeña red de caceras que atravesaban el pueblo para abastecimientos varios. Hasta aproximadamente 1980, con el agua procedente de este caz se regaba el Prado de La Mancha (Prado del Pueblo).

Teniendo en cuenta la situación de la villa romana y su cota, cabe pensar que el caz llegara hasta el paraje El Guiijo donde se encuentra dicha villa. Es el abastecimiento más fácil y lógico tal y como lo entendían los ingenieros romanos.

El caudal del Río Frío sufrió una hemorragia importante letal en el S. XVIII, debido a la construcción del Palacio para Isabel de Farnesio en lo que hasta entonces fue un monte. Se valló su contorno que cerraba una superficie de 640 hectáreas. Se edificó en un lugar estratégico que se puede divisar desde infinidad de sitios cercanos y alejados. Se introdujeron en aquel monte especies de animales destinados a la caza deportiva, como gamos y ciervos. En la actualidad constituye una importante reserva ecológica y biológica en los cuatro ecosistemas que lo representan: encinar, sabinar, rebollar y fresneda, esta última sobre el soto del río Riofrío.

Una segunda mutilación, en este caso letal, al caudal natural del Río Frío se produjo con la construcción del embalse de Puente Alta, en su curso alto, en el término de Revenga.

Con estas dos amputaciones ya nunca más volvió a ser el río que abasteció con generosidad y durante siglos, prados, huertas, sembrados... y aún le sobraba caudal y fuerza para mover ruedas e ingenios de molinos harineros.


Mapa del IGNE. La Puerta de Madrona ya no tiene guarda ni está abierta de forma permanente, aunque el derecho de paso permanece.


Perspectiva del Puente de Juan Bentura Andrinúa (foto del 26 de julio de 2014). Ya hemos narrado las causas que motivan esta imagen tan humillante para un río.


Podemos apreciar la magnífica factura en granito del puente, que se mantiene intacto desde su construcción.


Pilares, pretil, soportes, bóvedas, tajamares... todo indeleble a pesar del tieimpo... me parece un puente modélico...


Una imagen captada por Felipe Pastor Cañas hacia 1970 muestra un caudal muy menguado que aun sirve a las lavanderas.


Entorno de El Rastrillo, que se ubica en el valle del río que se adivina en el bajo.


En la actualidad, debido a su falta de mantenimiento, las riberas se han enmarañado de forma selvática.


Cerramos esta serie con una imagen La Presa de El Rastrillo, tomada el 11 de abril de 2015.

A la izquierda podemos ver este el muro de hormigón que sustituyó el del antiguo caz, que nacía en este mismo punto.

Parajes
Inicio de página